River le ganó 2-1 a Independiente Santa Fe y es dueño de la Recopa Sudamericana

River le ganó 2-1 a Independiente Santa Fe y es dueño de la Recopa Sudamericana

River derrotó por 2-1 como local a Independiente Santa Fe y se adjudicó este jueves la Recopa Sudamericana, el decimo título internacional de su historia (el quinto al mando de Marcelo Gallardo). Tras la igualdad sin goles en Colombia, el segundo partido se jugó en el estadio Monumental, con arbitraje del peruano Víctor Carrillo, y el local sacó rápida ventaja a través de Diussu; Lucas Alario puso el 2-0 en el arranque del segundo tiempo, y cerca del final, Horacio Salaberry le puso un poco de suspenso a la noche.

Las claves

Driussi, importante: La consolidación del joven surgido en River, al postergar a Rodrigo Mora, terminó por definir un nuevo acierto de Marcelo Gallardo. Driussi se asoció con Alario casi a la perfección, en el renovado sistema 4-2-2-2. El delantero baja unos metros para asociarse con los volantes y, al mismo tiempo, sube para construir el ataque con mayor frescura y potencia. El Muñeco impidió su préstamo a Huracán, por lo que su apuesta tuvo un valor superlativo.

La presión, de a ratos: Por momentos, sólo por momentos, la presión de River fue vital para dominar el mediocampo y recordar los buenos viejos tiempos coperos. Con Pity Martínez, con Nacho Fernández, la estructura ofensiva millonaria logró incomodar a Independiente Santa Fe, que salvo cuando logró el descuento, casi siempre se mostró incómodo, ineficaz.

La ascendencia del Cabezón: Andrés D’Alessandro fue una suerte de tiempista en el sector derecho. A veces, de delantero, a veces, hasta de lateral, su impronta fue decisiva en el mediocampo, más por liderazgo que por creatividad. Volvió para lograr un título y lo consiguió. Muy emocionado, como si se tratara de un hincha, así jugó la final.

El 1-0 de River

El 2-0 millonario

El descuento colombiano

Dejar un Comentario